Calidad de la dieta y su asociación con la mortalidad global, por enfermedad cardiovascular y por cáncer en adultos de Estados Unidos

Recientemente se ha publicado en la revista Current Developments in Nutrition un artículo sobre la asociación entre la calidad de la dieta y la mortalidad global y por causas específicas en el contexto del estudio NHANES.

Para comenzar

Las Guías dietéticas para los estadounidenses (Dietary Guidelines for Americans, DGA) en la edición publicada en 2015 recomiendan llevar un patrón de alimentación saludable con el objetivo de prevenir distintas enfermedades crónicas relacionadas con factores dietéticos.

Este estudio se realizó con el objetivo de evaluar de forma prospectiva la calidad de la dieta global mediante la valoración de la adhesión a esta guías dietéticas, DGA 2015 y estudiar la asociación con la mortalidad global y por causas específicas en una muestra representativa de adultos de Estados Unidos.

Algunas cuestiones metodológicas

Para realizar este estudio, se utilizaron los datos de dieta que fueron recopilados mediante recordatorios de 24h en casi 30.000 adultos de los Estados Unidos, en el contexto de la Encuesta Nacional de Salud y Nutrición (the National Health and Nutrition Examination Survey, NHANES) de 1999 a 2010. Para estudiar la adhesión a estas guías dietéticas, se utilizó el índice de calidad de la dieta, Healthy Eating Index-2015 (HEI-2015), uno de los índices más validados y estudiados en la literatura científica para estudiar asociaciones dieta-enfermedad. Como principales variables resultado, se estudió, la mortalidad global por todas las causas y por causas específicas respecto a enfermedades cardiovasculares (ECV) y el cáncer, obteniéndose los datos del Índice Nacional de Muerte.  Se utilizaron modelos de regresión de Cox para estimar los Hazard Ratio (HR) y sus intervalos de confianza al 95%, en numerosos modelos multivariantes establecidos, controlando por potenciales variables de confusión

Principales resultados

La media de la puntuación total del índice HEI-2015 fue de 50,1 puntos. Durante una mediana de seguimiento de 6,2 años, se produjeron 2861 muertes en total, lo que incluyó según causas específicas, 726 muertes por ECV y 671 muertes por cáncer. En comparación con los individuos en el cuartil más bajo de puntuación de la calidad de la dieta según el HEI-2015, aquellos sujetos clasificados en el cuartil más alto tenían un 16% menos de riesgo de mortalidad global por todas las causas (comparación Q4 máxima puntuación frente al Q1, mínima puntuación: HR = 0,84; IC al 95%: 0,72–0,90; p de tendencia = 0,04) y un riesgo un 31% menor de mortalidad por cáncer (Q4 de puntuación frente a Q1 de puntuación: HR = 0,69; IC al 95%: 0,50–0,95; p de tendencia = 0,06).

Un resultado destacable de este estudio, es que la mortalidad global y específica por cáncer fue más baja en los sujetos con puntuaciones más altas de este índice de calidad de la dieta, HEI-2015, limitándose a los participantes que presentaban factores de comorbilidad al inicio del estudio (mortalidad global, Q4 vs. Q1: HR = 0,79; IC al 95%: 0,67-0,94; p de tendencia = 0,005; mortalidad específica por cáncer: Q4 vs. Q1: HR = 0,46; IC al 95%: 0,30–0,69; p de tendencia = 0,001), en el caso de las personas que eran fumadoras (mortalidad global: Q4 vs. Q1: HR = 0,65; IC al 95%: 0,49–0.88; p de tendencia = 0,006; mortalidad específica por cáncer: Q4 vs. Q1: HR = 0,47; IC 95%: 0,29–0,74; p de tendencia = 0,005) y en los sujetos  con un índice de masa corporal situado en normopeso, 8,5–25 kg/ m2 (mortalidad por todas las causas: Q4 vs. Q1: HR = 0,60; IC al 95%: 0,46–0,79; p de tendencia <0,001; mortalidad por cáncer: Q4 vs. Q1: HR = 0,40; IC al 95%: 0,22– 0,70; p de tendencia = 0,001). En el análisis estratificado según sexo, se encontraron asociaciones similares entre hombres y mujeres y no se observaron asociaciones significativas para este índice, HEI-2015 y la mortalidad específica por enfermedades cardiovasculares. 

Conclusiones

Una alta adhesión a las guías dietéticas americanas, según el índice de calidad de la dieta Healthy Eating Index-2015, se asocia con un disminución de la mortalidad global por todas las causas y por cáncer en una muestra representativa de adultos de Estados Unidos.

Enlace a referencia

Para acceder al artículo completo y obtener más información, puede consultar el siguiente enlace:

https://academic.oup.com/cdn/article/3/Supplement_1/nzz030.OR14-04-19/5517616

 

También puede interesarte...
El yogur: más que la suma de sus partes

El yogur: más que la suma de sus partes

Se ha publicado recientemente en la revista Advances in Nutrition un artículo del tema expuesto en la Sexta Cumbre Mundial…
Cursos pre-conferencia FINUT 2020: gratis para los inscritos

Cursos pre-conferencia FINUT 2020: gratis para los inscritos

El domingo 26 de abril, dentro del marco de la Conferencia FINUT 2020, se celebrarán los Cursos Pre-Conferencia. Los asistentes a…
Consumo de azúcares y edulcorantes y microbiota intestinal: resultados de una revisión

Consumo de azúcares y edulcorantes y microbiota intestinal: resultados de una revisión

Recientemente se ha publicado en la revista Advances in Nutrition una revisión sobre el consumo de azúcares y edulcorantes y…
Suscríbete
a FINUT

Suscríbete al Boletín de noticias de la Fundación Iberoamericana de Nutrición